El uso del desfibrilador en pequeños animales

Un desfibrilador es un dispositivo que administra una descarga eléctrica al corazón a través de la pared torácica. Sus sensores integrados analizan el ritmo cardiaco del paciente, determinan cuándo es necesaria la desfibrilación y administran la descarga al nivel de intensidad apropiado.

Este será utilizado en los casos de parada cardiorrespiratoria, CON EL PACIENTE INCONCIENTE, que presenta fibrilación ventricular o taquicardia ventricular sin pulso.

Los microprocesadores internos del aparato analizan el ritmo cardíaco del paciente a través de unos electrodos adhesivos. A continuación, el ordenador integrado avisa al operador si es necesaria una descarga eléctrica, así como del momento preciso. Cuando el dispositivo emite una señal visible o audible, el profesional que trata la emergencia ejecuta la descarga y el desfibrilador administra una corriente eléctrica al corazón a través de los electrodos adheridos al tórax del animal.

Tanto la desfibrilación (DF) como la cardioversión (CV) consisten en una descarga eléctrica de alto voltaje, mayor en la DF ( dosis de 2-4 J / Kg. ) que en la CV ( dosis de 0.5-1 J / Kg. ), que causa una despolarización simultánea y momentánea de la mayoría de células cardíacas, rompiendo así el mecanismo de reentrada de la vía anómala de conducción de la mayoría de taquiarritmias, permitiendo al nodo sinusal auricular asumir de nuevo la actividad normal como marcapasos cardíaco (recuperar el ritmo sinusal).

En el caso de la desfibrilación esta descarga será brusca ó asincrónica, mientras que en el caso de la cardioversión la descarga debe ser sincronizada con el inicio del complejo QRS.

La cardioversión eléctrica es menos efectiva en casos de arritmias inducidas por fármacos (digoxina, catecolaminas).

Desfibriladores Monofásicos: son la mayoría de los desfibriladores clásicos externos. Al utilizar una onda monofásica precisan altas dosis de descarga.

Desfibriladores bifásicos: usados en los nuevos desfibriladores, en los implantables y en los desfibriladores semiautomáticos y cuya característica fundamental es que consiguen la desfibrilación con menor dosis de energía y consecuentemente con menor daño miocárdico. Los estudios más recientes revelan que dosis inferiores a las que se utilizan hasta ahora son igual de efectivas y más seguras.

Este post fue presentado por mí en el hospital JG en febrero del 2011



Realiza las consultas que desees sobre este tema a nuestros veterinarios, gratuitamente, en el Club de tu mascota.

Para consultas entre veterinarios visita tu Comunidad.

Si eres estudiante de veterinaria visita tu Club.

Esta entrada fue publicada en cardiologia, formación JG, residentes JG. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a El uso del desfibrilador en pequeños animales

¿Quieres recibir los comentarios por email?

Introduce tu email:

  1. Otto dice:

    Hola, soy médico Veterinario Oeruano y dirijo un centro médico, llevo tiempo buscando características, modelos mas apropiados, costos, ventajas y desvetajas versus los estimuladores conocidos y demás información de un desfibrilador para uso en mascotas, por favor si me podrian aportar información les agradecería mucho.

    Atte

    Otto Lalopú.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *